Navidad es Fútbol

   Andrea Macias    22 Dic 2016


Es diciembre, es Navidad y hay final de fútbol… ¿Qué más podríamos pedir en una familia futbolera? La respuesta es: que los Pumas jugaran la final, pero bueno, esa es otra historia. Y es que sin duda este año para los fanáticos del fútbol, los regalos navideños serán el extra para completar un día de emoción.

Por un lado, mi hermano (quien siempre ha sido un acérrimo anti-Lavolpista) asegura que puede ser la copa que anhela tanto el club de Coapa, pues al fin Lavolpe ha aceptado que en el juego de la pelota, lo que importa es el resultado y no la forma en la que se desarrolla el juego. Después de regresar de su entrenamiento en Japón con el Real Madrid, de resultar ganadores, los azulcremas le darían a Lavolpe su segunda copa en su carrera como entrenador, de lo contrario se convertirán por millonésima vez en la burla nacional.

Pero en la otra mano están los Tigres, quienes están listos para enfrentarse a cualquiera si Sosa juega como en la liga y Gignac como en la liguilla, aunque su desventaja más grande es que han estado fuera del campo más tiempo que el América. Tigres los últimos años ha gozado de una buena racha, pero también ha dado sorpresas que decepcionan. Obvio no dejo de pensar que todas las esperanzas las tienen puestas en solo 3 jugadores, así que esperemos a que “El Tuca” no decida unos minutos antes del partido cambiar su formación y arruine todo. Mañana jueves se disputa el partido de ida, así que nos daremos cuenta si ambos equipos seguirán sus estrategias de la temporada, u optarán como en la mayoría de las finales, solo concentrarse en defender y sacar la casta hasta el partido de venida. Chueco o derecho, los aficionados del balompié somos los más felices de tener fútbol en Navidad.