Double or Nothing, la fuerte e imponente presentación de All Elite Wrestling

2019 Jun 04

   Darian Martinez/@DThunderMouse    2019 Jun 04


Las semana anterior, le cedí un poco de mi tiempo a mi columna escrita sobre la final de la Champions League, dejando por alto un evento importante y emocionante que ocurrió ese pasado fin de semana en el mundo de la lucha libre, donde salió a escena la nueva compañía que promete ser la competencia del ‘gigante de wrestling’, WWE, me refiero a All Elite Wrestling con su primer evento Double or Nothing, cuya opinión, a pesar de llegar tarde, es una que quise escribir ansioso a pesar de llegar una semana después.
 
Antes de su realización, la AEW pasaba desapercibida solo teniendo noticias de su formación y mucha fanaticada, conociendo el trabajo que han hecho sus fundadores, The Young Bucks y Cody Rhodes, gladiadores que saben del negocio de la lucha libre, prometieron con ofrecer algo diferente en el mundo casi dominado por WWE y vaya que no decepcionaron, desde el evento de anuncio del evento Double or Nothing, las sorpresas de dieron a relucir, trayendo a figuras de la libre mundial incluidas algunas que hicieron nombre en WWE, así como anunciar una llamativa alianza con la promoción mexicana Triple A como una forma, en mi opinión, de acercarse de inmediato al mercado latinoamericano colaborando con luchadores que han logrado hacerse reconocibles en el mundo, como el caso de los Lucha Brothers, Fénix y Pentagón, Angélico y Jack Evans, como se mostró en el evento.
 
De camino al tan esperado 25 de Mayo, las cosas fueron armándose aún más, el anuncio de más gladiadores formando parte de la empresa, la construcción de cartel y rivalidades, empezaron a levantar la expectativa hasta que el momento llegó, varias personas dispuestas a ver el primer paso de la AEW, hicieron que se abarrotara el MGM Grand de Las Vegas, un evento donde hace años no veía a tanta gente dispuesta a ayudar a armar un movimiento por el bien de la lucha libre. En el momento que comenzó el evento, el ambiente estalló en grande, abriendo mejor que nunca con una batalla real en el que el ganador recibiría un gran premio, luchar por el campeonato de la empresa y creanme que no decepcionó, regalando varias sorpresas, entre ellas la participación de un gladiador que no tenía piernas y que se llevó las palmas de los presentes por su gran espectáculo.
 
En el transcurso del evento, si comenzó medianamente a secas, las sorpresa de ver a más figuras de la lucha libre mundial emocionó mucho más a los fans, desde la aparición de la imponente Awesome Kong, quien dio una gran batalla contra otras mujeres de la empresa, la aparición de Diamond Dallas Page y Bret ‘The Hitman’ Hart que fueran dos figuras importantes de la WWE en sus gloriosos años, especialmente este último presentando el título principal de la empresa, logró convertirse en lo más hablado y con lo increíble de sus combates lo consolidó como un evento digno de recordar en el año, muchos, hasta el día de hoy siguen recordando las batallas que nos regalaron, lo dramático de los hermanos Rhodes, Cody y Dustin, la gran batalla en parejas entre los Young Bucks y los mexicanos Fénix y Penta, el clásico que se ha vuelto la rivalidad entre Kenny Omega y Chris Jericho y para poner la cereza del pastel a un monstruoso primer paso, la llegada del exWWE, Dean Ambrose, ahora conocido como Jon Moxley.
 
Desde hace un tiempo, visto como la WWE ha estado decayendo en cuanto a contenido se refiere, su peor pecado, en mi opinión, ha sido la forma en la cual trata de ‘apoderarse’ de la atención de la audiencia, trayendo a figuras de renombre para tratarlos de impulsar en la exitosa NXT para después subirlos al ‘main roster’ y no tener ideas para ellos, estancarlos y posteriormente ocasionar su descontento para que después se marchen y es otra cosa que tampoco han sabido manejar bien, aspectos creativos, de por sí en este momento el mandamás de la empresa, Vince McMahon ya ha comenzado a tener diferencias con varios, hay algo en lo cual no ha visto, ha pecado mucho en el aspecto del entretenimiento que en el panorama de resolver las cosas en un cuadrilátero se ha ido a un segundo plano en el cual llegan a tener grandes momentos pero en su mayoría que dejan mucho que desear.
 
Tal vez WWE siga siendo un gigante que no podrá ser derrumbado durante muchos años más, sin embargo, lo que se agradece es que alguien dé un paso al frente y ofrezca algo nuevo por el bien de este deporte espectáculo. En lo que resta del año, el panorama de la AEW pinta para ser el mejor, anunciando alianzas con otras empresas hasta el inicio de sus transmisiones en televisión donde se prevé que se repita una historia tipo ‘Monday Night Wars’, donde WWE combatió por los ratings ante WCW, ahora, en una nueva era, AEW podría convertirse en el segundo grande de la lucha libre en el mundo, una empresa donde le puedan ofrecer a los fans lo que ellos desean, la verdadera acción del pancrasio. 

Los más vistos


PRÓXIMO EVENTO

Horas

Minutos

Segundos

 

ATLETA DE LA SEMANA



Lluvia Carrillo, la ‘felina’ que domó al Tigre

Esta presentadora de TV se ha robado los corazones de propios y extraños, por su amor hacia el conjunto de los Tigres

 

LAMANODEDIOS.COM
DERECHOS RESERVADOS 2018